Entran a atracar pero no pueden porque no había nadie en la oficina.

Varios individuos armados entraron el otro día en una sucursal bancaria pero no pudieron llevarse nada porque el único empleado que estaba trabajando ese día se encontraba en el lavabo con un apretón. La puerta estaba cerrada con un aviso de “Vuelvo en cinco minutos” pero a pesar de ello los atracadores entraron y se encontraron que no había nadie por lo que al final se fueron.

copyright © . all rights reserved. designed by Color and Code

grid layout coding by helpblogger.com