Saw 10: La horca del PIB

Una de las sagas de películas de terror que más me gusta es Saw. En algunas de sus películas los seres humanos mueren según su estándar de vida. No puede haber nada más metido en el ADN humano que el fenómeno de la muerte y la trascendencia a la muerte. Y algo muy religioso es morir según se vivió o encontrar después de la muerte el premio o el castigo a un tipo de vida. 



Estos días se celebra en Paris la Cumbre del Clima donde los amos del mundo deciden si lo destruyen o no. La cumbre será más noticia por los incidentes que por los resultados. Decía el eterno presidente Múgica en Salvados que se planteaba si la especie humana había llegado a su cenit, su punto final de desarrollo como especie. La especie animal humana constituía una colonia de tres mil millones de miembros en el año 1960. Actualmente vamos camino de ser siete mil quinientos millones. En términos científicos podríamos considerarnos una plaga.

En campaña electoral todos los partidos se han mostrado más o menos desarrollistas. Dicen que en Cuba no hay libertad de opinión porque alguien no puede mostrarse partidario de teorías de mercado. Ninguna de las propuestas políticas de estas elecciones se sale del desarrollismo de mercado. Las alternativas son implanteables en la agenda mediática. El desarrollismo de mercado es un dogma incontrovertible de la nueva religión económica que consiste en decir que el PIB debe crecer constantemente para considerar que existe progreso económico. En España además existe el dogma de crecer por encima del 3% para crear empleo. Nadie plantea que el PIB (producción interna de bienes y servicios de un país) no crezca. Tampoco se plantea medir la riqueza de un país con otro indicador que no sea el PIB. Todos cantan una canción en clave de sol. No cantan la misma canción pero escrita con la misma clave.

Ya no son los científicos, cada día en las noticias nos podemos apercibir de que el planeta se defiende de la especie humana. No hay desarrollo del PIB global compatible con el planeta. Ya no existe el desarrollo sostenible. Solamente existe encontrar la mejor manera de decrecer en términos de PIB. Lo contrario es escribir el guión de Saw 10; donde sus protagonistas mueren ahorcados mientras usan de contrapeso sus móviles, sus televisores, su ropa, sus coches. Y cuántas más cosas echan más distancia del suelo cogen sus pies antes de morir. 

copyright © . all rights reserved. designed by Color and Code

grid layout coding by helpblogger.com